Autor Tema: [Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant  (Leído 3043 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Ibito

  • Sabio Pokémon
  • ***
  • Mensajes: 2695
  • Karma: +27/-0
  • ~Ricoh~
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 1993-6851-7430

  • Total Badges: 29
    Badges: (View All)
    Usuario de móvil Profecía Firma
[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« en: 24 de Noviembre de 2013, 06:23:23 pm »
(Este es mi primer FanFic, tenía tiempo, me aburría, y me apetecía escribir, ¿por qué no? Es algo pesado de leer sobre fondo oscuro, pero bueh...)

by Ibito

# Braixen, la rama y los Trevenant


Hace muchos, muchos años, cerca de la Ruta 20, un miedoso Braixen se encontraba perdido en las profundidades de un bosque. Era una noche de otoño, el viento estaba en calma, y la luna resplandecía en el cielo como una perla en el mar. Sin embargo, a medida que Braixen avanzaba hacia el corazón de la espesura, los árboles y las nubes iban oscureciendo el sendero, hasta que finalmente éste quedaba desdibujado por la maleza.

      El frío, acompañado por una quietud tenebrosa, se apoderaba paulatinamente del lugar, y Braixen estaba cada vez más asustado. Pero sabía que sólo podía hacer una cosa: tenía que continuar avanzando hasta encontrar la salida, antes de que el hambre despertara a los monstruos de la noche. Si eso sucedía, estaría perdido de verdad.

      Mientras apretaba el paso, amparado por el ulular de los Noctowls, Braixen recordaba las historias sobre los árboles fantasma que habitaban aquellos bosques. ¿Qué haría si se encontraba con uno de esos monstruos? Desde que era una cría, nada le daba más miedo y rabia a la vez. Nunca podría olvidar aquel incidente con el Pumpkaboo,  y cómo los demás zorros del clan se habían reído de él. Su propio padre le había reprochado, con vergüenza, que un hijo suyo fuera incapaz de escupir unas Ascuas decentes. Después de aquello, nunca había podido encajar con los demás, y pese a haber conseguido evolucionar, desde aquel humillante día, el fuego le había abandonado para siempre…

      De repente, un chasquido deshizo el silencio, y una sombra fugaz se movió entre los arbustos, sacando a Braixen de su ensimismamiento. El pequeño zorro se detuvo en seco y estiró las orejas, sobresaltado, mientras escudriñaba los alrededores en busca de señales… Pasados unos segundos, Braixen ya casi se había convencido de la ausencia de peligro, pero entonces el corazón le dio un vuelco: a pocos metros delante de él, unos enormes ojos rojos resplandecían envueltos en sombras…  y le observaban.


      “¿Q-quién anda ahí?”, preguntó el pequeño zorro, armándose de valor. Si sus patas hubieran podido moverse, ya habría intentado escapar, pero el frío o el miedo habían paralizado todo su cuerpo.

      No hubo respuesta. Sólo silencio, frío y aquellos inquietantes ojos rojos.

      Al cabo de un minuto que se hizo eterno, una extraña y resonante voz sacudió los oídos del Braixen:

      “Soy yo.”

      Los ojos rojos dejaron entonces de brillar, y las sombras empezaron a tomar forma alrededor de una esbelta figura… la figura de un Pokémon.

      Braixen no había abandonado aquella sensación de escalofrío, pero el miedo empezó a dejar paso a la confusión a medida que observaba a su acompañante. Nunca había visto ni oído hablar a nadie de un Pokémon como aquel: tenía rasgos de zorro, como los de su especie, e incluso se erguía erecto sobre sus patas traseras, pero el pelaje negro y la larga melena rojiza eran inconfundiblemente extraños.

      “¿Qué eres?”, volvió a preguntar Braixen, esta vez con tono curioso.

      El misterioso zorro negro hizo una mueca divertida.

      “Estás asustado, pero no de mí…”, dijo como si hablara consigo mismo. Al poco, hizo un gesto pícaro, como si acabara de comprender un intrincado acertijo. Luego, volvió a hablar: “Dime, pequeño zorrito… ¿Por qué temes a los Trevenant?"
 
      El pelaje del Braixen volvió a erizarse, y los músculos se le tensaron de nuevo. La imagen de un árbol fantasma cruzó su cabeza durante un instante, como un destello terrorífico.

      “¿P-por qué dices eso?”

      El misterioso Pokémon comenzó a moverse despacio, caminando alrededor de Braixen como si quisiera trazar un círculo en torno a él.

      “Porque yo te conozco… tú eres ese zorro de fuego… que no puede hacer fuego… ¿a que sí?”

      Braixen estaba cada vez más confundido, pero antes de que pudiera articular ningún sonido, aquella inquietante voz aguda volvió a hablar. 

      “Vuelvo a preguntártelo… ¿por qué temes a los Trevenant? ¿No eres un zorro de fuego?”

      El Braixen agachó sin darse cuenta la cabeza, diluyendo la mirada en el suelo. No tenía ni idea de cómo aquel extraño podía conocerle, ni cómo era consciente de aquel vergonzoso secreto, pero en esos momentos no le importaba. Un triste recuerdo volvía a aflorar en su interior, haciendo que todo lo demás se desdibujase…

      “No soy un zorro de fuego…”, susurró débilmente. “Yo… no puedo escupir llamas… no sé qué soy.”   

      Tanto el miedo como la presencia de aquel extraño se habían desvanecido del mundo. Sólo estaba él, solo, acompañado por aquella incesante tristeza que le había perseguido durante tanto tiempo. La misma tristeza que le había llevado a penetrar en el bosque…
      Como si sus músculos se hubieran quedado sin fuerzas, Braixen notó como las patas empezaban a temblarle, y tuvo que doblar las rodillas para dejarse caer a tiempo sobre los cuartos traseros.

      “No sé qué soy…”, volvió a murmurar, mientras una mano invisible empezaba a oprimir con fuerza su pecho.

      El extraño zorro negro se acercó lentamente a Braixen, y se arrodilló a su lado. Lo estudió con la mirada unos segundos, y sin desprenderse de aquel aire místico que le envolvía, acarició un par de veces su espesa cola, cerrando los ojos como si tratara de identificar un aroma exótico.

      “Sí… No sois sólo zorros de fuego…”, murmuró suavemente. “Si no escupes llamas… tal vez no tengas que escupirlas…”

      Cuando Braixen trató de girar la cabeza hacia la voz para replicarle, pasaron varias cosas a la vez. Primero sintió un suave pellizco en la cola, por lo que trató de incorporarse, y al abrir mucho los ojos por el sobresalto, captó un tenue destello púrpura a su alrededor.
      “¿Qué pasa?”, gritó el pequeño zorro, con un deje de pánico. Pero el Braixen se dio cuenta al instante, antes de que llegara respuesta alguna: el misterioso zorro negro había desaparecido. El claro se había llenado de árboles… y se movían.

      “¡Trevenant!”


      El Braixen retrocedió de un salto, pero entonces vio por el rabillo del ojo cómo un enorme tronco que se abalanzaba sobre sus espaldas. Otro salto, y Braixen se movió hacia un lado para escabullirse a tiempo de la acometida. Sólo movido por el instinto, el pequeño zorro intentó encontrar un hueco para zafarse de las innumerables ramas y troncos hechizados, pero todos sus intentos fueron en balde: la horda de Trevenant le cortaba el paso. En todos los sentidos y en cualquier dirección, el pequeño zorro estaba atrapado…

      De pronto, en uno de los nerviosos movimientos de su cola, Braixen se percató de que había algo trabado entre el pelaje, algo escondido. Se giró y vio que se trataba de una pequeña rama, un fino palo de madera que debía haberse incrustado en su cola al intentar zafarse del Trevenant. Temiendo que el pequeño trozo de madera estuviera también hechizado, Braixen extendió hacia atrás una de sus manos y tiró de la rama con fuerza. Entonces sucedió…

      De la cola brotaron unas chispas fugaces, y en el extremo de la rama prendieron llamas rojas y anaranjadas, que arrojaron un aliento de luz y calor alrededor del claro. Los Trevenant empezaron a emitir unos profundos quejidos guturales, mientras Braixen intentaba comprender lo que acababa de pasar. De repente, tenía en sus manos una diminuta antorcha, y el miedo que antes le oprimía el pecho, ahora se había evaporado. No sabía muy bien cómo ni por qué, pero el fuego había vuelto con él, y ya no se sentía indefenso.

      Sin embargo, pese a la sorpresa del momento, Braixen no pasó por alto la nueva acometida de los Trevenant. Éstos se habían sobresaltado con el primer fogonazo de luz, al igual que el pequeño zorro, pero ahora estaban volviendo a agruparse. Y Braixen comprendió rápidamente por qué. Ellos eran muchos, y las diminutas llamas que desprendía la ramita no podrían defenderle de todos. Además, el fuego no duraría eternamente… Entonces, un nuevo recuerdo retumbó de pronto en los oídos de Braixen.

      “No somos sólo zorros de fuego…”

      Esta vez era una voz familiar, la voz de un viejo zorro de pelaje escarlata y orejas enormes, que le hablaba a una temerosa cría de tez pálida y ojos miedosos… Y, como por arte de magia, Braixen supo qué tenía que hacer.

      Armándose del tímido coraje que aquel fuego había logrado prender en su interior, cerró los ojos con fuerza y trató de concentrarse en la rama que sostenía en la mano. Sentía el calor de las llamas, el tacto de la madera, el acecho de los Trevenant…

      Braixen sacudió la cabeza y cerró con los ojos con más fuerza, tratando de ignorar la amenaza de sus enemigos. Cuando en su mente ya sólo había negrura, logró visualizar al fin una pequeña rama, y en su extremo unas llamas… y le susurró: “¡Arde!”

      Un nuevo destello de luz hizo que el zorro abriera los ojos al instante, y antes de hacerlo ya sabía que lo había conseguido: en el extremo de la rama, las llamas se habían multiplicado, y ahora lanzaban chispas feroces hacia sus enemigos. El calor que la antorcha emitía evaporaba el miedo y el frío, y hacía retroceder a los Trevenant, que volvían a gemir asustados.

      Braixen sonrió, pero, sin previo aviso, uno de los árboles fantasma atacó, encolerizado. Sin embargo, Braixen estaba preparado. 

      Como si formara parte de un guión improvisado, el pequeño zorro hizo mover la rama entre sus dedos grácilmente, y trazó con su extremo un círculo de llamas que, acto seguido, se abalanzaron hacia el enemigo. La espiral de fuego envolvió al Trevenant salvaje prendiendo su cuerpo en voraces llamas escarlata, y los gemidos del claro se hicieron aún más fuertes. Eran gritos de pánico.


      El pequeño Braixen siguió blandiendo su rama hacia los Trevenant son decisión, como si intentara devolver el miedo hacia sus atacantes, describiendo círculos en el aire y haciendo brotar de la ramita enormes lenguas de fuego. Al poco, éstas inundaban el claro de luz y llamas de diferente color.

      Sabiéndose vencidos, los Pokémon fantasma comenzaron a retirarse hacia la negrura del bosque, mientras el pequeño zorro les observaba sin dar crédito, rebosante de alegría y orgullo. Cuando el peligro hubo desaparecido y Braixen estuvo seguro de que volvía a estar solo, cerró los ojos, y apenas lo deseó, las llamas y el calor que había arrojado a su alrededor comenzaron a menguar, hasta que se evaporaron por completo. Volvió a abrir los ojos…

      No había rastro de las llamas. La hierba y los árboles que rodeaban el claro estaban intactos, y ni siquiera había humo. El aire estaba fresco y limpio. Braixen volvió a sonreír.

      Entonces, mientras miraba a su alrededor evaluando el paisaje, creyó ver unos ojos rojos ocultos en la oscuridad. Brillaban de un modo extraño, pero ya no le daban miedo.

      “Ahora sé lo que no soy”, dijo el Braixen en voz alta. “No soy sólo un zorro de fuego…”

FIN
« Última modificación: 24 de Noviembre de 2013, 09:40:24 pm por Ibito »



iTz_Shaw100

  • Profesor Pokémon
  • *
  • Mensajes: 1443
  • Karma: +1/-3
  • #NoSéQuePoner =)
    • Ver Perfil
    • Mi canal de shutuf :3
  • FC - 3DS: 1736-0898-6064

  • Total Badges: 27
    Badges: (View All)
    Webmaster Segundo aniversario Flooder - Edición 25 mensajes
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #1 en: 24 de Noviembre de 2013, 08:13:19 pm »
Buen fic, ¿pero quién es el zorro negro? Braixen es naranja y Trevenant marrón


Gracias a Dj Xigu por el avatar y la firma =D

Ibito

  • Sabio Pokémon
  • ***
  • Mensajes: 2695
  • Karma: +27/-0
  • ~Ricoh~
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 1993-6851-7430

  • Total Badges: 29
    Badges: (View All)
    Usuario de móvil Profecía Firma
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #2 en: 24 de Noviembre de 2013, 09:42:02 pm »
Gracias por tomarte el tiempo de leerlo, TotoMon  ;)

Buen fic, ¿pero quién es el zorro negro?

¿En serio no se te ocurre nadie?  :rolleyes:


iTz_Shaw100

  • Profesor Pokémon
  • *
  • Mensajes: 1443
  • Karma: +1/-3
  • #NoSéQuePoner =)
    • Ver Perfil
    • Mi canal de shutuf :3
  • FC - 3DS: 1736-0898-6064

  • Total Badges: 27
    Badges: (View All)
    Webmaster Segundo aniversario Flooder - Edición 25 mensajes
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #3 en: 24 de Noviembre de 2013, 10:13:29 pm »
¿Trevenant?


Gracias a Dj Xigu por el avatar y la firma =D

Mustal

  • Erudito Pokémon
  • *
  • Mensajes: 3793
  • Karma: +20/-0
  • Two milkmen, go comedy
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 0001-4023-1242

  • Total Badges: 31
    Badges: (View All)
    Nivel 6 Nivel 5 Cuarto aniversario
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #4 en: 24 de Noviembre de 2013, 10:20:34 pm »
Citar
Buen fic, ¿pero quién es el zorro negro? Braixen es naranja y Trevenant marrón
¿En serio no se te ocurre nadie?  :rolleyes:
¿Trevenant?

Feispawlm
haber si me muero

LegendaryWolf

  • Pokéxperto
  • **
  • Mensajes: 5477
  • Karma: +0/-0
  • SuperMod de FKW
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 2492-5059-5928

  • Total Badges: 35
    Badges: (View All)
    Sexto aniversario Quinto aniversario Cuarto aniversario
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #5 en: 24 de Noviembre de 2013, 11:09:51 pm »
Me a gustado mucho :ook:
Por cierto el circulo de llamas que ataque es :huh:

PD Con tanta horda de Trevenant seguro que había alguno shiny :ph43r:



Ibito

  • Sabio Pokémon
  • ***
  • Mensajes: 2695
  • Karma: +27/-0
  • ~Ricoh~
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 1993-6851-7430

  • Total Badges: 29
    Badges: (View All)
    Usuario de móvil Profecía Firma
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #6 en: 24 de Noviembre de 2013, 11:13:53 pm »
¿Trevenant?

¡Ese ojo no es de un Treve!

Feispawlm

^


Me a gustado mucho :ook:
Por cierto el circulo de llamas que ataque es :huh:

PD Con tanta horda de Trevenant seguro que había alguno shiny :ph43r:




Jeje, muchas gracias, se agradece haberlo escrito y que haya entretenido a alguien :lol: Lo que fastidia un poco es la letra blanca sobre el fondo negro, por eso separé un poco los párrafos, para que no de la impresión de que se te juntas las palabras xP

flipper99

  • Aprendiz de Profesor
  • ***
  • Mensajes: 734
  • Karma: +0/-0
  • "Vencer, o ser vencido."
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 1848-2616-0620

  • Total Badges: 18
    Badges: (View All)
    Súper combo Combo Alborotador
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #7 en: 25 de Noviembre de 2013, 12:09:25 am »
TotoMon, el zorro negro te ha engañado con su ilusionismo.

El fic es bueno. Gran detalle el que *inserte pokemon de 5 generacion que totomon no sabe* le ayudara a Braxien con la ilusion. No se me habria ocurrido nunca.
"Elimina lo imposible, y lo que quede, por improbable que sea, será la verdad."-Sherlock Holmes

iTz_Shaw100

  • Profesor Pokémon
  • *
  • Mensajes: 1443
  • Karma: +1/-3
  • #NoSéQuePoner =)
    • Ver Perfil
    • Mi canal de shutuf :3
  • FC - 3DS: 1736-0898-6064

  • Total Badges: 27
    Badges: (View All)
    Webmaster Segundo aniversario Flooder - Edición 25 mensajes
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #8 en: 25 de Noviembre de 2013, 05:46:02 pm »
Sorroharrck

Zoroark


Gracias a Dj Xigu por el avatar y la firma =D

Ibito

  • Sabio Pokémon
  • ***
  • Mensajes: 2695
  • Karma: +27/-0
  • ~Ricoh~
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 1993-6851-7430

  • Total Badges: 29
    Badges: (View All)
    Usuario de móvil Profecía Firma
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #9 en: 26 de Noviembre de 2013, 12:02:00 am »
TotoMon, el zorro negro te ha engañado con su ilusionismo.

El fic es bueno. Gran detalle el que *inserte pokemon de 5 generacion que totomon no sabe* le ayudara a Braxien con la ilusion. No se me habria ocurrido nunca.

 :xD

Gracias por pasarte y echarle un ojo, me alegro de que te gustase  ^__^

PD: sí, Toto, el zorro negro es Zoroark  :lol:

Ryuko

  • Sabio Pokémon
  • ***
  • Mensajes: 2686
  • Karma: +4/-2
  • Somos más de 1000 en Tw: @RyukoChan94
    • Ver Perfil
    • Twitter: @RyuTrainer
  • FC - 3DS: 0216-1202-8055

  • Total Badges: 33
    Badges: (View All)
    Sexto aniversario Quinto aniversario Nivel 6
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #10 en: 26 de Noviembre de 2013, 02:09:29 am »
Grande Ibito, buen relato. -1 por usar a Zoroark y provocar confusión en los ussers que vienen a comentar (?)
Denle ban al que pone los pantallasos es un troleo maximo porfavor dejen esto

Ibito

  • Sabio Pokémon
  • ***
  • Mensajes: 2695
  • Karma: +27/-0
  • ~Ricoh~
    • Ver Perfil
  • FC - 3DS: 1993-6851-7430

  • Total Badges: 29
    Badges: (View All)
    Usuario de móvil Profecía Firma
Re:[Relato] The Kalos Tales: Braixen, la rama y los Trevenant
« Respuesta #11 en: 26 de Noviembre de 2013, 04:29:06 pm »
Grande Ibito, buen relato. -1 por usar a Zoroark y provocar confusión en los ussers que vienen a comentar (?)

Gracias y gracias (?) ^